La Discusin

“Ojalá que este plantel rompa nuestro récord y llegue a Primera”

El recordado zaguero central José Bravo y el delantero Luis “Bigote” Godoy evocan la campaña que puede ser superada hoy.

Hace 41 años Ñublense estuvo 18 fechas invicto en el Torneo de la Segunda División del fútbol chileno y rozó el ascenso a Primera tras protagonizar una campaña simplemente brillante.
Sin embargo, Naval de Talcahuano arremetió con todo en la recta final del torneo y le robó el sueño al totalizar 39 puntos, uno más que el herido Ñublense.
“Le llevábamos siete puntos de ventaja a Naval, pero fuimos a jugar un amistoso en la despedida de Osvaldo ‘Pata Bendita’ Castro que se iba a jugar a México, y nos lesionamos yo, Esteban Varas y Neftalí Vásquez, luego perdimos puntos claves, Naval nos pasó en la tabla y jamás los pudimos alcanzar”, evoca Luis “Bigote” Godoy delantero del recordado plantel del 71’ que dirigió el desaparecido Pedro Morales.
Hoy a las 15.30 horas en el estadio “Nelson Oyarzún”, cuatro décadas más tarde, los diablos rojos volverán a verse las caras con el equipo del “Ancla”, pero con realidades diametralmente opuestas.
El Rojo saldrá a la cancha dispuesto a ganar para romper el récord del plantel de 1971 que, ya está dicho, permaneció 18 jornadas sin saber de derrotas, mientras que el cuadro chorero quiere volver a ser la bestia negra del equipo local para iniciar el despegue definitivo en la tabla de la Primera B 2012.
La semana pasada el actual equipo de Carlos “Chifi” Rojas igualó la racha que ostentaba el inolvidable elenco de Pedro Morales, pero hoy podría romperla si vence o empata con los navalinos.
“Ojalá que puedan superar nuestro récord, porque si lo hacen quiere decir que se están haciendo bien las cosas y van por buen camino. Lo ideal es que suban a Primera y lo más importante, es que se mantengan por muchos años”, reflexiona el otrora zaguero central José Bravo, quien con 68 años está radicado en Concepción y no olvida esa campaña histórica.
“Hay que dejar de lado las vanidades, nuestro equipo marcó un hito, pero eso ya es parte del pasado, todos los que amamos a Ñublense queremos que le vaya bien y por eso ojalá que este plantel rompa el récord de nosotros y llegue a Primera. Uno ahora ve jugar a Ñublense y sabe que va a ganar con argumentos futbolísticos, ha mejorado mucho desde que comenzó mal”, recalca Luis “Bigote” Godoy, ex delantero del 71’ y actual comentarista deportivo radial.

Recuerdos imborrables
José Bravo, quien ahora ejerce como guardia de seguridad en una empresa penquista, no olvida esa campaña histórica que hoy puede ser superada.
“Jugábamos casi siempre con estadio lleno, teníamos un gran plantel, que marcó una época, todos teníamos el sueño de subir. Yo jugaba de cinco, junto a Benito Ríos atrás, Pedro Morales era un gran técnico que nos dio mucha confianza y después tuvo una gran trayectoria. Nos faltó poco para subir, por cosas del fútbol se nos fue el ascenso. Yo llegué el 68’ a Ñublense, venía de Unión Española y después del 71’, me fui a Green Cross de Temuco donde jugué dos años”, evoca Bravo, un zaguero impasable en la década del 70’.
“Bigote” Godoy, actual empresario gastronómico y comentarista deportivo radial, no olvida a los jugadores de ese inolvidable plantel que rozó la gloria.
“En el arco jugaba el ‘Gato’ Mario Osbén, que venía apareciendo y fue la figura del torneo; jugábamos con un 4-2-4, y los defensas eran José Bobadilla, Benito Ríos, José Bravo y Eliecer Cerda o Julio Núñez; en el mediocampo estaban Orlando Aravena (el ‘Cabezón’, que después dirigió a la Selección Chilena), y Francisco Silva, y en ataque estaba yo, Esteban Varas, Neftaly Vásquez y Enrique Villanueva y también jugaba Aarón Ávila”, detalla Luis Godoy, quien no olvida el poder de convocatoria que tenía el equipo.
“Nosotros jugábamos en Chillán con 10 mil o 12 mil espectadores, teníamos un gran apoyo de la gente que uno echa de menos ahora, el actual equipo está jugando bien y merece todo el respaldo de la hinchada. Yo veo bien al equipo, se está pareciendo mucho al equipo del 2008 que con Fernando Díaz llegó a la Copa Sudamericana, porque juega con seguridad, y uno sabe que terminará ganando, no importa por cuánto, pero terminará ganando”, analiza Godoy, quien cree que el “Chifi” Rojas tiene un gran mérito en el espectacular repunte del equipo.
“Los sistemas son buenos o malos si los jugadores le creen o no al técnico para implementarlos, ese ha sido el mérito de Rojas, dar con un sistema que los jugadores manejan bien, nosotros teníamos un equipazo, pero no logramos el objetivo de subir, ojalá que este plantel siga por este camino, porque se nota que peleará el ascenso con Arica”, sentencia Luis Godoy, quien hoy espera presenciar cómo el Rojo supera el récord de 1971.

comments
Usted está aquí: Inicio Fútbol Archivos “Ojalá que este plantel rompa nuestro récord y llegue a Primera”