jueves 28 de agosto del 2014

Última carga10:44:50

Martes, 03 Julio 2012 15:56

El telescopio de la reflexión frente a la economía actual

Escrito por 
Valora este artículo
(3 votos)

Muchas veces, para comprender el presente y pensar el futuro es necesario conocer los antecedentes históricos y los argumentos de las decisiones de quienes han enfrentado los desafíos de la conducción de una organización o de una nación, sobre todo en áreas de políticas institucionales y/o públicas.

Quizás, el error sea que muchas veces se pretende enjuiciar el hoy, con el criterio del ayer, sin embargo, y más allá de las opiniones, que cada uno pudiera tener, frente a la compleja realidad y a los vertiginosos cambios propios de una sociedad tecnificada del siglo XXI es necesario como ciudadanos detenernos a observar a través del telescopio de la reflexión y de esta manera plantear de mejor manera los análisis y las diferentes alternativas que nos presenta la contingencia.

Lo anterior, a propósito del informe “Perspectivas Económicas de América Latina, Transformación del Estado para el Desarrollo 2012”, entregado por la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) y el Centro de Desarrollo de la organización para la Cooperación y el Desarrollo, que ofrece un vínculo entre los países miembros de la OCDE y las economías en desarrollo y emergentes, promoviendo el debate y la discusión en torno a la búsqueda de políticas creativas que permitan resolver los nuevos problemas globales y hacer frente a los desafíos del desarrollo económico, que genere mejores oportunidades y una mejor calidad de vida para los ciudadanos.

Dentro de los puntos centrales y a modo de síntesis, el informe, nos indica que a pesar de la crisis financiera global, la situación económica de América Latina ha mejorado sustancialmente en los últimos años y, por lo tanto, los gobiernos de la región deben aprovechar esta oportunidad para diseñar e implementar mejores políticas públicas que permitan transitar por senderos de desarrollo de largo plazo más inclusivos y sostenibles.

También, destaca como objetivos relevantes, reducir la desigualdad en la distribución del ingreso, mejorar la provisión de servicios públicos, generar más oportunidades e impulsar la diversificación productiva.

Asimismo, señala, que es clave contar con una mayor eficiencia de la administración pública, ya que esto permitiría liberar recursos para otras medidas de política que impulsen el desarrollo e incrementaría el apoyo ciudadano para gestionar e implementar las reformas necesarias.

No obstante, una mayor eficiencia no basta: los Estados deben también ser más eficaces en lograr los objetivos y esto solamente puede conseguirse mediante una reforma fiscal diseñada para conseguir los recursos necesarios para alcanzar las metas claves del desarrollo económico.

Finalmente, cabe destacar que se han identificado tres áreas prioritarias para invertir en recursos adicionales por su potencial contribución al incremento de la competitividad y la inclusión social: educación, infraestructura e innovación. En cada una, se requiere una gestión más eficiente y una acción estratégica más eficaz por parte del Estado.

Información adicional

  • Puntúa este artículo: 1
Visto 4290 veces

Deja un comentario

(*) Información Obligatoria.

1 comentario

  • Enlace al Comentario VICTOR RODRIGUEZ O. Viernes, 06 Julio 2012 21:38 publicado por VICTOR RODRIGUEZ O.

    La competencia entre isapres no está dada por la calidad de atención o planes que ofrecen, sino que está basada en el riesgo de sus carteras. Compiten por ver quién se queda con personas más sanas y con mejor capacidad de pago, existen 54 mil planes vigentes quedemuestra el alto grado de selección de riesgo al cual ha llegado a la industria.

    En caso de terminar con las AFP y restablecer el sistema público de reparto, dichas cotizaciones entrarían a la caja fiscal, como ocurría hasta 1981. El fisco asumiría el pago de todas las pensiones y otros beneficios que actualmente pagan las AFP. Sin embargo, el costo de las mismas es de poco más de 0,5 billones de pesos anuales. En otras palabras, el fisco quedaría con un excedente neto de algo más de 2,5 billones de pesos anuales, que equivalen aproximadamente a cinco mil millones de dólares, al cambio actual. Eso permitiría financiar la reconstrucción en dos años, como se ha mencionado y en lo sucesivo quedarían como excedente fiscal neto.
    Adicionalmente, las compañías de seguros pagan pensiones vitalicias y de invalidez y otros beneficios, por una suma de 0,9 billones de pesos anuales. Sin embargo, ellas ya se embolsaron la propiedad de la totalidad de los fondos de pensiones de quiénes contrataron las primeras. Es decir, ya tienen en caja el dinero para seguir pagándolas hasta el fallecimiento de los beneficiarios. Por lo tanto, igual que en Argentina, deberán continuar haciéndolo